trioteca blog

¿Te quedan dudas?

hola@trioteca.com
910 054 391

Hipoteca para construir una casa: cómo solicitarla y qué requisitos tiene

Hipoteca para construir una casa

Las cosas como son, nadie sabe mejor que tú qué es lo que realmente debe tener la casa de tus sueños. El color de las paredes, la distribución de la cocina, qué grifería vendría mejor… 

Y es que no eres la única persona que quiere lograr ese objetivo por cuenta propia, por lo que hay mucha demanda en la actualidad de hipotecas para construir casas. 

Todo a tu manera es mejor, así que si las hipotecas tradicionales no terminan de convencerte, quizá te interese otro producto bancario llamado hipoteca autopromotor. 

¿Quieres diseñar tu casa a tu propio gusto y no comprar una vivienda ya existente? 

Con una hipoteca para construcción de vivienda, la entidad financiera irá facilitando el préstamo a medida de que avanza la obra. 

Pero, hay algunos detalles adicionales que tienes que saber antes de ir a por tu hipoteca autopromotor. 

¿Qué es una hipoteca autopromotor?

Una hipoteca autopromotor consiste en un préstamo bancario, que se otorga con la finalidad de que el cliente edifique su propia vivienda. Es por ello que, se puede entender a este producto bancario, como uno cuyo objetivo es financiar la construcción de una casa. 

Cabe destacar, que para conseguir esta hipoteca para construir una casa, tienes que ser el dueño del terreno en el que lo quieres hacer. Es entonces que esta hipoteca es muy distinta al resto de préstamos hipotecarios que encontrarás disponibles. 

No suele ser tan popular en cuanto a solicitudes, pero de igual forma, es un producto que está disponible en la mayoría de entidades bancarias del país. 

Otra de las diferencias que tiene esta hipoteca con el resto, es que el dinero no te lo darán todo en una sola transacción, es decir, que la entidad financiará la construcción de tu casa a medida en la que ésta progresa. 

También será necesario que presentes ante el banco, variedad de documentos específicos que te pedirán como requisito.

¿Cómo funciona una hipoteca para construir casa? 

El proceso es prácticamente el mismo a que si pides cualquier otro tipo de hipoteca: reúnes los requisitos, comparas los bancos, asistes al que elijas y presentas tu solicitud. 

También puedes llevarlo a cabo 100% en línea si buscas ayuda de hipotech como TRIOTECA, donde desde la comparación, la tasación y la negociación de tu préstamo, es totalmente gratis. 

En el mismo orden de ideas, tienes que presentar la tasación del proyecto ante el banco tal y como se tratase de una hipoteca tradicional. En caso de que, de cara al banco, la solicitud sea viable, entonces puedes proceder a comenzar el proceso hipotecario. 

Entonces, lo que tienes que tomar en consideración es la manera en la que el banco te puede entregar el préstamo: 

  • Etapa inicial: en el momento en el que firmes tu hipoteca, el banco te entregará una cantidad «inicial» de dinero, que por lo general, depende del precio, la garantía y de la misma operación.
  • Etapa de verificación: en cada avance de la obra, la entidad bancaria irá entregando el dinero en varios plazos, pero antes de cada entrega, hace la verificación del progreso de la construcción. Por lo que en esta etapa, el arquitecto y la constructora serán partícipes en los acuerdos con el banco, al presentar planos, informes y detalles del estado actual de la obra. Muchas veces, incluso, se envía al tasador para que certifique los avances.
  • Etapa final de la obra: es justo en el momento en que el arquitecto da la certificación de que la construcción ha sido terminada y que la vivienda es 100% habitable. En esta fase, recibirás entre el 10% al 15% final del préstamo, para que puedas hacer el pago a la constructora y demás profesionales implicados en la construcción. 

Las cuotas de la hipoteca para construir casa suelen ser más bajas que las de una hipoteca tradicional. Y esto se debe a que el banco aplica intereses a la hipoteca en general, y no al pago de cada cuota mensual. 

Cómo funciona una hipoteca para construir casa
Cómo funciona una hipoteca para construir casa

¿Qué requisitos tiene una hipoteca autopromotor?

Como cualquier proceso hipotecario, solicitar este tipo de hipoteca trae consigo la necesidad de que presentes documentos indispensables, justo para que el banco pueda evaluar qué tan viable es dicha solicitud. 

  • Tienes que presentar la certificación de propiedad: lo primero que piensas en el momento de construir una casa, es en qué terreno lo harás. Así que es el primer requisito con el que debes contar. Eso sí, no puedes presentarte en el banco con una comunicación verbal de que eres el titular del terreno, tienes que pedir una nota simple en el Registro de la Propiedad, y es ese documento el que vas a presentar al banco. 
  • Tener licencia de construcción: el terreno debe ser habitable, es por ello que tienes que solicitar al ayuntamiento de la comunidad en la que vivas, la licencia de construcción del terreno. 
  • Contar con un proyecto diseñado por un arquitecto y que dicho proyecto, esté validado por el Colegio de Arquitectos. 
  • Presentar el presupuesto total de la construcción: este documento te lo tiene que entregar la constructora con la que lleves a cabo la obra. Incluso antes de la formalización del proceso, ya que con este papel el banco sabrá qué préstamo puede ofrecerte y qué porcentaje de interés añadir a tu hipoteca. 

Aunado a eso, tendrás que presentar documentos básicos para una hipoteca como: estado laboral actual, proyección financiera, ahorros suficientes para hacer el enganche del préstamo…

 

Requisitos de una hipoteca autopromotor
Requisitos de una hipoteca autopromotor

¿Qué cantidad de dinero puedes obtener por una hipoteca para construir casa? 

Otra de las preguntas del millón… 

Sobre todo porque te interesa saber, qué porcentaje de la construcción puede financiar la entidad bancaria que elijas. Así que ahí va el dato: la mayoría de las hipotecas autopromotor cubren hasta el 80% del presupuesto total de la obra (dicho presupuesto, debe ser elaborado y presentado por la constructora, tal y como te comentamos más arriba) o del valor total de la tasación, también elaborada por un profesional.  

Si por ejemplo, la construcción de tu casa está estimada en unos 200.000 Euros, o el valor de la tasación de la casa también corresponde a 200.000 Euros; la hipoteca autopromotor podría financiar hasta máximo 160.000 Euros. 

Por lo que, tendrás que contar con un 20% del valor total del inmueble, tal y como lo tendrías que hacer con una hipoteca tradicional, para poder financiar el resto de la construcción y hacer la solicitud de tu préstamo al banco. 

La ventaja de las hipotecas para construir casa, es que no tendrás que hacerte cargo de los gastos que supone la compraventa de una vivienda ya construida. 

Eso sí, de igual manera tienes que tener un porcentaje de ahorro destinado a cubrir otros gastos relacionados a la construcción de la casa. ¿Y qué gastos pueden ser esos? El IVA, la adquisición de licencias municipales, el pago de los servicios del arquitecto, el alta de acometidas y suministros, etc.

Consejos para conseguir una negociación que merezca la pena 

Las hipotecas para construir casa, pueden llegar a tener condicionantes. Y es que es entendible que el banco establezca ciertos límites respecto a estos préstamos, ya que de esta manera, puede cubrirse mejor las espaldas. 

He ahí la razón por la cual, también ceden el préstamo seccionado en tres partes. 

Pero con este preámbulo, no queremos decirte que no tienes la posibilidad de adquirir un préstamo de este tipo, al contrario, tenemos que presentarte todos los escenarios posibles, ya que de esta manera tendrás mejor preparación en el momento de negociar formalmente el préstamo. 

Veamos entonces de qué manera puedes negociar (bien) tu hipoteca para construir casa: 

  • Toca la puerta de todos los bancos que puedas: mientras más ofertas hagas, mayores serán las probabilidades de que puedas obtener mejores condiciones, ya que de esta manera podrás comparar mejor qué te conviene. Sobre todo si tienes un perfil como cliente de alto nivel, los bancos no dejarán que te vayas, no te dejarán perder como cliente. Lo que trae como consecuencia que puedan hacerte una mejor oferta de la que ya has presentado en un inicio. 
  • Si tienes un alto nivel de ahorros: usa una parte de los mismos para financiar por cuenta propia la construcción. Esta opción no solo te hará ver como una persona responsable de cara al banco, sino que además, el banco tendrá menor riesgo y podría considerar hacer una mejora de tu hipoteca. 

«¿Y si todavía no cuento con un terreno propio?»

Bueno, siendo realistas, el proceso de solicitud de tu hipoteca podría resultar un poco complejo, si no eres propietario de una terreno en el que construir. Y es que se trata de un requisito que pide la mayoría de los bancos del país. 

De todas formas, puedes tomar en cuenta lo siguiente: 

  • Solicitar un préstamo que financie el terreno y la construcción de la vivienda: solo tenemos conocimiento de pocas plataformas que ofrecen esta modalidad de hipoteca. De todas formas, nada te impide proponer esta oferta a cada banco, sobre todo a aquellos que tienen unas condiciones atractivas. 
  • Hacer la contratación de otra hipoteca: también tendrías que hacer la propuesta al banco, de que quieres solicitar un préstamo adicional para comprar el terreno. Las probabilidades de que puedan aceptar esta negociación, en realidad son bajas, pero es una alternativa que puedes tomar en cuenta. 
  • Hacer la compra del terreno gracias a un préstamo personal: de las tres opciones, ésta es la más viable. Y todo se debe a que las entidades bancarias, suelen tener mayor flexibilidad para otorgar préstamos personales. Claro, si las condiciones están bien justificadas, la posibilidad es alta. Cabe destacar que con un préstamo personal, podrías pagar un interés más elevado al de una hipoteca, sea cual sea su tipo. 

Como consejo adicional, es importante que tu capacidad de endeudamiento no supere el 35% de los ingresos mensuales de tu hogar. Esta recomendación la hacemos a todos los que quieran contratar hipotecas próximamente, en especial porque es una recomendación que hace el Banco de España a los ciudadanos. 

Si todavía no cuentas con terreno propio
Si todavía no cuentas con terreno propio

¡Compara ahora las mejores hipotecas del mercado! 

Sabemos que elegir no es para nada sencillo, y es que pedir un préstamo hipotecario conlleva una serie de pasos y documentos que tienes que examinar a detalle.

Si llevas ese proceso por tu cuenta, lo más recomendable es que compares ahora mismo qué bancos te convienen mejor, ya que cada uno tiene unas condiciones distintas. 

Por lo que si necesitas una mano con ese trabajo, puedes encontrar ayuda en nuestro equipo de trabajo. 

En TRIOTECA te asesoramos desde el minuto uno acerca de qué préstamo te puede convenir (según tu caso), qué bancos tienen las ofertas más atractivas y el tipo de hipoteca que aplicaría a tu situación financiera actual. 

¿A punto de diseñar tu propia casa? Con la hipoteca autopromotor lo puedes conseguir, sin complicaciones ni condiciones abusivas. 

¡Contacta ahora con nosotros!

Que te ha parecido este artículo?

¿Te ha parecido útil la información?

Compartelo con tus redes

¿Necesitas ayuda?

Dinos tu número y te llamamos enseguida.